El diputado nacionalista por Copán, Rafael Arita Rodríguez, falleció en las últimas horas a causa del COVID-19 en una clínica privada de San Pedro Sula.

Arita era diputado suplente en el Congreso de la República de la legisladora, Olga Ayala.

Hace aproximadamente 15 días trascendió que el parlamentario suplente había dado positivo de coronavirus, por lo que, habría sido hospitalizado.

Con este deceso, la muerte del funcionario se trataría del primer miembro de un poder del Estado en perder la vida a causa de la pandemia, misma que se acerca a los 500 decesos a tres meses de su propagación en el país. 

Honduras en la actualidad registra 479 muertes producto de la SARS-CoV-2 (COVID-19), mientras que los contagios ascendieron a 17 mil 007 con una nueva cifra récord de casos de 1,013 en las últimas pruebas de laboratorio PCR.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *