Las autoridades sanitarias de Estados Unidos han confirmado 69.000 nuevos contagios por COVID-19 durante la jornada del viernes, un récord de casos positivos desde que el pasado 29 de julio se informó de más 71.300 casos. 

El máximo de contagios diario es de 77.000.

La media de contagios diaria de la última semana alcanza ya los 55.000, un 60% superior a las cifras de mediados de septiembre, lo que ha obligado a las autoridades estatales a imponer restricciones.

Hasta ahora Estados Unidos ha dado cuenta de 8.069.856 casos y de 218.812 muertes desde el inicio de la pandemia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *