Las elecciones presidenciales de Burkina Faso transcurren hoy en calma, pese a la inseguridad por la amenaza de ataques yihadistas en este país de África occidental, donde el presidente saliente, Roch Marc Christian Kaboré, opta a la reelección.

A pesar de la demora en la apertura de algunos colegios electorales, los comicios, a los que están llamados casi 6,5 millones de votantes y en los que también se elige a los diputados del Parlamento, se desarrollan en general sin incidentes reseñables.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *