Estados Unidos debería prepararse para un fuerte incremento en la curva epidemiológica de la COVID-19 después de la festividad de Acción de Gracias, alertan expertos.

El país norteamericano, el más afectado del planeta por la pandemia, registra más de 266.000 muertes por covid-19 y 13,3 millones de casos.

El jueves pasado, las familias celebraron el Día de Acción de Gracias, ocasionando que la víspera se movilizaran en avión al menos 1,1 millones de personas, un récord desde que comenzó la pandemia en el país en marzo, según datos de la agencia TSA, responsable de los controles de seguridad en los aeropuertos.

“En dos o tres semanas, podríamos ver un nuevo brote además del brote actual” de nuevas infecciones por coronavirus, advirtió en el canal ABC el inmunólogo Anthony Fauci, director del gubernamental Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *