El presidente del Instituto Robert Koch (RKI) de virología, Lothar Wieler, se mostró hoy preocupado por el posible impacto en Alemania de las nuevas mutaciones más infecciosas del coronavirus y advirtió de que la situación en el país, donde hoy se registró un nuevo máximo con 1.244 muertos, puede empeorar.

“Todavía no podemos evaluar en qué medida influyen las nuevas variantes en la situación en Alemania, pero podrían imponerse también aquí y llevar a aún más casos en un tiempo aún menor. Por lo tanto, existe la posibilidad de que la situación todavía empeore”, dijo en una rueda de prensa.

Agregó que los datos disponibles hasta el momento no hacen pensar que la nueva variante ya se haya propagado ampliamente entre la población alemana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *