El prefecto del departamento de los Alpes Marítimos, en la Costa Azul, ha anunciado un confinamiento durante dos fines de semana para luchar contra el aumento de la transmisión del coronavirus.

Se podrá salir una hora de casa y en un radio de 5 kilómetros, aunque también están permitidas actividades “esenciales”, como ir al médico, sacar de paseo a animales, hacer deporte o pasear. Por otro lado, se reforzarán los controles en la frontera italiana y en los aeropuertos.

El confinamiento de una parte del territorio es una medida inédita desde el principio de la crisis de coronavirus en Francia. A principios de año, 15 departamentos adelantaron el toque de queda de las 20:00 horas a las 18:00 horas, en una iniciativa que se extendió a todo el país a mediados del mes de enero.

El departamento de Alpes Marítimos, cuya capital es Niza, tiene una tasa de incidencia de coronavirus de 557 personas por cada 100.000 habitantes, muy lejos de la media del país, que se sitúa en los 197.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *