Científicos de Túnez investigan si se ha producido una mutación y existe una nueva variante local de la COVID-19 en el país del norte de África después de detectar dos infecciones que parecen seguir un patrón distinto, informó hoy la prensa local.

Según el director del Instituto nacional Pasteur, el más prestigioso del país norteafricano, Hashemi al Wazir, los dos casos que se investigan fueron hallados por coincidencia tras numerosos exámenes en un joven asintomático y en un hombre de edad avanzada que sufrió una enfermedad crítica y murió.

Sin embargo, aún no es posible vincular la muerte del anciano, ingresado en el hospital Monji Slim de La Marsa y que en principio dio negativo en los exámenes, con la posible nueva cepa, advirtió.

Los análisis realizados hasta la fecha no han demostrado un riesgo específico para esta variante, ni en términos de síntomas ni de velocidad de propagación, agregó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *